–«En la sesión de la Organización de Estados Americanos (OEA), efectuada este lunes en Cancún, México, triunfaron los ideales independentistas y soberano del pueblo venezolano, afirmó la ministra venezolana para Relaciones Exteriores, Delcy Rodríguez, quien anunció que su país se retira y que desconocerá cualquier resolución de consenso sobre la crisis en su país.

«No reconocemos ni la reunión, ni tampoco las resultas de ésta», dijo Rodríguez en rueda de prensa en el marco del 47 Periodo Ordinario de Sesiones de la Asamblea General de la Organización de los Estados Americanos (OEA), que se realiza en Cancún del 19 al 21 de junio con el lema «Fortaleciendo el diálogo y la concertación para la prosperidad».

Los pronunciamientos los hizo la representante del régimen de Nicolás Maduro luego de que los cancilleres de la OEA, no lograran ponerse de acuerdo para una declaración de consenso sobre qué medidas tomar para ayudar a Venezuela a superar su estado de crisis.

Dos proyectos de resolución se presentaron para ser votados durante la reunión para examinar la crisis venezolana, como preámbulo de la Asamblea General que inicia de lleno el martes. El primero de los proyectos, promovido por 14 naciones, entre ellas Estados Unidos, pedía que se suspenda la creación de una Asamblea Constituyente en Venezuela, que se libere a los presos políticos y que se cree un cronograma electoral.

La propuesta obtuvo 20 votos a favor, cinco en contra y ocho abstenciones y la ausencia de Venezuela. Quedó a solo tres votos de alcanzar la mayoría de los dos tercios necesaria para que quedara aprobada entre los 34 países miembros.

La segunda propuesta, promovida por los países miembros de la Comunidad de Naciones del Caribe (Caricom), que llamaba al diálogo en Venezuela y a evitar la violencia obtuvo solo nueve votos.

Finalmente, y siguiendo la sugerencia de México, el anfitrión de la Asamblea General, el canciller de Guatemala, Carlos Raúl Morales, suspendió la sesión indicando que no se cierra para dar otra oportunidad de buscar un consenso, en una fecha posterior que deberá determinarse.

«Hoy llegamos con la fuerza de nuestro pueblo que salió a las calles a denunciar el intervencionismo de la Organización de Estados Americanos, llegamos con la fuerza de la lluvia de nuestro comandante Hugo Chávez. Hoy triunfó la independencia, la soberanía. Se protegió de las acciones intervencionistas, injerencistas», expresó la ministra Delcy Rodriguez en declaraciones transmitidas por VTV.

«Un gran derrotado en esta jornada: los Estados Unidos de Norteamérica, con su brutal presión, con su grosera extorsión, con sus maniobras, lo vimos en el desarrollo de una reunión el cual Venezuela no ha reconocido, ni reconoce los resultados», agregó la diplomática venezolana.

Roriguez expreó su «rechazo a las acciones injerencistas que, desde el seno de la OEA, países del continente pretenden derrocar el proceso revolucionario, a través de los hechos violentos perpetrados por la oposición en los últimos dos meses».

Estos hechos han dejado un saldo de más de 67 fallecidos, más de 1.000 heridos y daños a la propiedad pública y privada.

«Sobre la consciencia de estos gobiernos que, desde la Organización de Estados Americanos, pretenden la intervención y el tutelaje de Venezuela, pesa cada joven asesinado por la protesta apátrida y violenta de la oposición venezolana. Pesará sobre su consciencia, cada día de que pasa sobre su consciencia, cada día que pasa de violencia, porque el llamado de ellos a la intervención de nuestro país, alenta a los factores más violentos, antidemocráticos en nuestro país», subrayó.

«A los Estados Unidos de Norteamérica se lo volvemos a repetir. No pueden, ni podrán, nunca ha podido con la dignidad del pueblo de Venezuela. No podrán jamás con el legado histórico de nuestros libertadores. No podrán jamás con el legado histórico del comandante Hugo Chávez ni con el presidente Nicolás Maduro», agregó.

Al respecto, reiteró el compromiso del Gobierno Nacional en la defensa de la patria y de la soberanía del pueblo venezolano, ante cualquier pretensión injerencista perpetrada por ejes imperiales.

Asimismo, exhortó a los países del continente a mantener la unión entre las naciones para hacer frente a las arremetidas por parte de ejes imperiales, que pretenden acabar con la unidad forjada por los países progresistas de la región.

«El Caribe es profundamente principista y eso es algo que Venezuela quiere agradecer, indistintamente de la posición que hayan tenido los países del Caribe. Hacemos nuevamente un llamado a que se mantenga la unidad dentro de este importante bloque», indicó.

Más temprano, la Reunión de Consulta de Ministros de Relaciones Exteriores de la OEA sobre «la situación» en Venezuela transcurrió sin que las 2/3 partes del ente multiestatal (23 países) aprobara alguna de las resoluciones propuestas.