Clan Úsuga amenazó de muerte a ocho periodistas de QHubo Radio Cali

radioUn panfleto amenaza la vida de ocho comunicadores de la emisora QHubo Radio de Cali, que cubren información judicial y de orden público. La nota amenazante, advierte que los comunicadores deben abandonar Cali y Buenaventura, de lo contrario serían declarados objetivo de la bacrim Clan Úsuga.

En el panfleto enviado a los correos de los amenazados, la banda declara «objetivo militar» a los periodistas Henry Ramírez, Cristian Abadía, Gildardo Arango, Yesid Toro, Julio César Bonilla, Óscar Gutiérrez, Álvaro Miguel Mina y Darío Gómez, denunciaron los medios para los que trabajan.

Según la bacrim, «al que incumpla la orden de callar que está impartiendo Los Urabeños se le dará de baja y van a ser acribillados».

La banda acusa a los periodistas de dar información «dañina» y «mentirosa» sobre Fanny Grueso Bonilla, alias «La Chily», detenida esta semana en Chile y acusada por las autoridades de ser integrante de «Los Urabeños», también conocida como clan Úsuga.

Según la Policía, Grueso tenía en Buenaventura una vivienda en la que se practicaban torturas y descuartizamientos, lo que es cuestionado por la banda.

Agrega el panfleto que «Los Urabeños» lo que hacen es «acabar con las ratas de ‘La Empresa», una banda con la que se disputan el control del narcotráfico y otros negocios ilícitos en Buenaventura.

Según «Los Urabeños», son los rivales de «La Empresa» los que se dedican a «extorsionar» y «asesinar» a personas de Buenaventura y de Cali.

«Estamos cansados de sus ataques y que nos señalen como si fuéramos los que matamos. Que averigüen lo que pasa de verdad», agrega la amenaza.

Tras conocerse las amenazas, la Gobernación del Valle del Cauca rechazó «de manera tajante» las amenazas y pidió a las autoridades «aunar esfuerzos» para esclarecer el origen de esa intimidación «y brindar todas las garantías necesarias para que el periodismo continúe en su noble tarea de informar a los vallecaucanos».

«Esta es una acción cobarde de inescrupulosos que quieren atentar contra la libertad de prensa», señaló la Gobernación.

A su vez, el director de la Fundación para la Libertad de Prensa, Flip, Pedro Vaca, pidió a las autoridades medidas urgentes para proteger la integridad de los periodistas, y advirtió que las amenazas hay que tomarlas en serio, ya que están relacionadas con el trabajo que han venido realizando la última semana.

Por su parte, el comandante de la Policía del departamento del Valle del Cauca, coronel Fernando Murillo, dijo que ya se les brindó protección permanente a cada uno de los periodistas.

Publicado por Iván Briceño

Periodista Digital Editor de contenidos: www.radiosantafe.com