Ingrid Betancourt es aplaudida por el mundo

Ingrid Betancourt y Yolanda Pulecio

Reacciones de alegría y elogio, se produjeron en el mundo, en torno al exitoso operativo militar que concluyó con el rescate sanos y salvos de 15 secuestrados por las Farc, encabezados por Ingrid Betancur y tres ciudadanos norteamericanos.

El ministro de Relaciones Exteriores de Italia, Franco Frattini, manifestó que el rescate «representa un momento de cambio profundo en la perspectiva de una auspiciada reconciliación nacional que pueda poner término a la violencia y abrir una fase de diálogo y de elección del método democrático en la confrontación entre todos los componentes políticos de la sociedad colombiana».

La Comisionada de Relaciones Exteriores de la Unión Europea, Benita Ferrero-Waldner,dijo que estaba »sumamente aliviada y muy feliz de que la pesadilla (de los rehenes)» haya terminado.
El presidente del Perú Alan García, declaró que «Colombia, a veces ante la incomprensión mundial y ante el aprovechamiento internacional de los problemas, nos demuestra lo que puede la constancia, la disciplina y el uso democrático de los recursos que la ley da para enfrentar y desterrar la violencia como forma primitiva.»
En Santiago, el gobierno de la presidenta Michelle Bachelet expresó »su enorme alegría» por el rescate de los rehenes, según manifestó el canciller Alejandro Foxley, quien dijo a la prensa que con los secuestrados «se estaba atentando sistemáticamente contra los derechos humanos de esas personas y también contra las normas más elementales del derecho humanitario».
En Buenos Aires, la presidenta Cristina Fernández, envió sus saludos a Ingrid y a su madre, Yolanda Pulecio.
»Es una victoria de la vida y la libertad. Dos valores, tal vez los más importantes, en un país donde se han perdido tantas vidas», dijo la mandataria argentina durante un acto en la localidad de Chivilcoy, provincia de Buenos Aires.
En La Paz, el presidente Evo Morales, manifestó que «esta liberación es muy importante para una búsqueda de paz y acuerdos entre las FARC y el gobierno colombiano».
Morales añadió: «Quiero ser muy sincero, ya no estamos en tiempo de luchas armadas, menos de lucha denominadas como terroristas, sino que tienen que ser luchas democráticas que liberan a Latinoamérica».
El gobierno ecuatoriano, en un comunicado de la Cancillería, manifestó su satisfacción por la recuperación de la libertad de los rehenes y condenó los »métodos ilegales» de las FARC
«Nuestro gobierno reitera que condena inequívocamente los métodos ilegales que emplean las Farc y otros grupos armados irregulares. Ecuador renueva su posición de exigir la liberación inmediata e incondicional de todos los demás secuestrados por esos grupos, por razones humanitarias y en estricto apego y respeto a las normas y principios de los derechos humanos y libertades fundamentales», señala el comunicado del vecino pais.