Paramilitar Arley Hernandez ademitió 34 asesinatos

34 asesinatos, todos cometidos en Medellin, admitió el cabecilla paramilitar Arley Hernandez Benitez, alias “Plomo” en desarrollo de la version libre que rinde ante la fiscalia en la capital antioqueña.

No obstante solo reconoció que personalmente ejecutó 2 homicidios y señalo que los demas fueron obras de otros elementos del Bloque Nutibara bajo su mando.

El sujeto dijo que los crimenes los cometió y los ordeno cumpliendo instrucciones de sus comandantes, entre ellos Daniel Mejía, alias «Danielito».
Entre las victimas de los sicarios del grupo paramilitar no se salvaron ni un discapacitado en silla de ruedas que fue ejecutado en el sector de Moravia y un niño de 10 años, según lo declararon sus familiares que asistieron a la versión libre.

Las victimas residían en la Comuna 13, San Cristóbal y los barrios París, El Picacho y Aures, cuyos familiares se hicieron presentes en la versión libre de alias «Plomo».

El desmovilizado, sin embargo, negó haber ordenado el asesinato de un niño.
En cuanto al discapacitado, de nombre Rubén Albeiro, el paramilitar admitió que dio la orden de matarlo porque «llevaba y traía» información a miembros del bloque Metro y del Cacique Nutibara, en guerra para el año 2003.

Ante las reiteradas preguntas del fiscal de Justicia y Paz, «Plomo» reconoció además que muchas víctimas eran plagiadas en un barrio, torturadas en algunos casos y los cuerpos arrojados en diferentes sectores.